¿Qué es el ayuno intermitente?

El ayuno intermitente es un modelo de dieta para adelgazar o de control de peso.

Se trata de alternar periodos de abstinencia voluntaria, es decir, largos periodos de tiempo sin comer, tomando solo agua u otros líquidos, con periodos de ingestión normal de alimentos.

Tipos de ayuno intermitente

Hay distintos tipos dependiendo de los intervalos de tiempo del ayuno:

    • Diario: contempla todos los días dos franjas horarias, una en la que no se ingiere nada y otra en la que “está permitido” comer.
    • Semanal: en el que se ayuna un día completo cada siete.
    • Ayuno de dos o tres días seguidos cada mes.

¿Es peligroso hacer ayuno intermitente?

Seas hombre o mujer debes tener en cuenta que este tipo de dietas poco equilibradas ponen en riesgo tu salud.

De hecho, la Sociedad Europea de Endocrinología señala que el ayuno intermitente puede provocar daños en el páncreas y aumentar el riesgo de diabetes a largo plazo.

Por ello, estas dietas no son recomendables para una pérdida de peso saludable.

Algunos estudios afirman que el ayuno intermitente en la mujer puede alterar su ciclo hormonal y generar problemas de fertilidad.

Sin embargo, un estudio llevado a cabo por el International Journal of Fertility and Sterility1 no encontró diferencia significativa en el perfil hormonal y en la ovulación, entre las mujeres que practicaban el ayuno intermitente y las que no.

¿Cómo hacer ayuno intermitente?

Si a pesar de todo decides llevar a cabo esta dieta, debes informarte de sus peculiares características, además de consultar previamente con un médico especialista que pueda hacerte las pruebas y análisis pertinentes para descartar cualquier problema de salud.

Los periodos de abstinencia de alimentos varían desde intervalos sin comer hasta medio día, hasta opciones más radicales.

Ayuno de 16 horas en la dieta de ayuno intermitente

Es la modalidad más habitual, consiste en incluir periodos de ayuno de 16 horas, de manera que la alimentación se reparte en las ocho horas restantes del día.

Habitualmente este ayuno contabiliza las horas de sueño como tiempo sin comer.

En este ayuno de 16 horas, sí está permitido tomar bebidas que no sumen calorías a la dieta, como café, agua o infusiones.

Ejemplo de un día de ayuno de 16 horas en la dieta de ayuno intermitente

Desayuno

Desayuna aproximadamente a las 10 de la mañana. Antes del mediodía toma un tentempié para no tener el estómago vacío y mantener así el metabolismo activo.

Almuerzo

Pasado el mediodía, en la hora de la comida, puedes comer algo más contundente para mantenerte hasta el fin la jornada.

Merienda-cena

Llegadas las 18.00 o 19.00h, tomarías la última ingesta de alimentos del día, la cena.

Después de esta última comida, solo debes ingerir bebidas que no contengan calorías ni ningún tipo de azúcar u otros nutrientes.

Beneficios del ayuno intermitente

Una reciente investigación realizada por la Universidad de Illinois en Chicago, EE.UU., asegura que el ayuno intermitente en intervalos de 16 horas al día y durante cortos periodos de tiempo, es una técnica de pérdida de peso adecuada, y podría reportar algunos beneficios puntuales en pacientes con características concretas.

Sin embargo, los autores de esta investigación recuerdan que todavía son necesarios más estudios, y pruebas con más pacientes para evaluar los resultados de manera adecuada.

No comer durante periodos prolongados podría también ser efectivo para:

      • Reducir el peso conservando la masa muscular.
      • Disminuir la tensión arterial en algunas personas.
      • Mejorar algunos parámetros relacionados con la inflamación o la diabetes.

Riesgos del ayuno intermitente

La mayoría de los estudios sobre este tipo de dietas advierten de la existencia de grandes riesgos.

En un momento inicial, la pérdida de peso gracias al ayuno puede ser llamativa y rápida, pero lleva aparejada las siguientes consecuencias para tu salud:

      • Desarreglos en la producción de insulina
      • Problemas hepáticos, es decir, de riñón.
      • Acumulación de grasa.
      • Efecto rebote (volver a coger el peso perdido o incluso más).
      • Alteraciones hormonales.
      • Dolor de cabeza.
      • Irritabilidad por tener hambre.

La dieta del ayuno intermitente siempre bajo supervisión médica

Si quieres perder peso, la mejor opción es acudir al nutricionista o endrocrino.
Quién evaluará tu caso de manera personalizada, cómo tu condición física y estado anímico, y te dará las pautas de alimentación más adecuadas según tu metabolismo y tu actividad.

Ten en cuenta que lo mejor para perder peso y mantenerlo de manera saludable, e siguiendo una dieta equilibrada, comer poco (comer las cantidades adecuadas en cada momento del día), y realizar una actividad física regular acorde a tu condición física, para aumentar el gasto calórico.

Así, conseguirás los objetivos marcados de una manera sana, controlada y sobre todo, que puedas mantener a lo largo del tiempo.