Auriculoterapia para adelgazar

El sobrepeso es un problema con un gran impacto negativo en la salud y la auriculoterapia puede ser una buena opción para controlarlo y evitar las consecuencias de la obesidad. Pero, ¿qué es la auriculoterapia? ¿Realmente funciona?

La auriculoterapia es una técnica que proviene de la medicina tradicional china, cuyos especialistas defienden que la oreja es una representación completa de todo el organismo de forma que la estimulación de los distintos puntos de este órgano tiene un impacto en dolencias de cualquier parte del cuerpo.

Auriculoterapia puntos ansiedad

La auriculoterapia en concreto consiste en estimular una serie de puntos que se encuentran en el lóbulo de la oreja por medio de acupuntura con el objetivo de que la acción sobre dichos puntos estimule la liberación de endorfinas y dopaminas para conseguir reducir la ansiedad. De esta forma, la auriculoterapia consigue controlar los impulsos que llevan a comer de forma compulsiva y que son los responsables de la ingesta de alimentos calóricos que derivan en atracones poco saludables, causantes de sobrepeso y obesidad.

Los terapeutas que realizan auriculoterapia suelen utilizar semillas de mostaza para marcar los puntos concretos de la oreja que están relacionados con la ansiedad. En otras ocasiones, también se emplean semillas de vaccaria y esferas de metal o cristal. En este tipo de tratamientos la estimulación, aparte de con la aplicación de pequeñas semillas o bolitas, también se puede hacer a través de masajes o agujas de acupuntura, siempre que con la presión se activen los puntos energéticos que ayudan a disminuir la ansiedad, controlar la ingesta calórica y adelgazar.

banner_peso_saludable

¿Cuánto tiempo hay que realizar esta técnica?

Respecto a la cantidad de tiempo que debe dedicarse a la auriculoterapia para que tenga éxito, los especialistas difieren. Aunque en general coinciden en que el tiempo que hay que presionar sobre los puntos dependerá de los objetivos que se persigan. En el caso de adelgazar, algunos terapeutas optan por colocarlos y hacer un seguimiento del proceso hasta que el paciente alcance el peso ideal.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud reconoció la auriculoterapia como una técnica complementaria para bajar de peso en el año 2000. La razón principal es que la gestión de las emociones contribuye a que las personas puedan seguir mejor una dieta pautada por un especialista.

A día de hoy, no hay evidencias científicas que avalen esta práctica y hay expertos que sugieren que su supuesta acción se debe a un efecto placebo. Por otra parte, como la auriculoterapia solo es un complemento para adelgazar, los resultados estarán condicionados por otros factores, como seguir una dieta equilibrada y practicar ejercicio a diario.

En cuanto a los hábitos de vida saludables, los especialistas recomiendan una mayor ingesta de cereales integrales, frutas y verduras frescas, reducir las grasas saturas, los azúcares y los alimentos procesados. En este punto, para adelgazar y evitar la obesidad se aconseja prescindir de las bebidas alcohólicas y dejar de fumar.

Al igual que la auriculoterapia puede ser una ayuda para perder peso, el deporte también es fundamental. Lo recomendable es realizar un mínimo de 30 minutos diarios de actividad física moderada, como correr o montar en bicicleta. Si se lleva una vida sedentaria y nunca se ha hecho ejercicio, lo mejor es empezar con actividades de bajo impacto, como caminar a buen ritmo, hasta que el organismo se acostumbre y se puedan incorporar otras actividades de mayor intensidad.

En definitiva, la auriculoterapia es un método que es fácil de poner en práctica para comprobar hasta qué punto funciona y cómo la estimulación de los puntos energéticos de la oreja ayuda a reducir la ingesta compulsiva. Al respecto, lo más importante es acudir a un profesional que sepa cómo realizar correctamente este método para así comprobar realmente su eficacia, porque pegar las semillas o bolitas de cualquier manera no tiene ningún efecto.