Tensión arterial

La tensión arterial es la presión que ejerce la sangre en las paredes de las arterias cuando circula por su interior para transportar el oxígeno que llega a las diferentes zonas del cuerpo. De ahí que su nombre correcto sea presión arterial. Cuando te vas a tomar la tensión arterial te dan dos cifras: la alta y la baja. La primera corresponde a la tensión arterial sistólica, que es la presión que se ejerce cuando la arteria se abre para que pase la sangre, es decir, cuando el corazón late. Por su parte, la tensión arterial diastólica es la tensión mínima, que corresponde a la presión que se ejerce en las arterias entre dos latidos del corazón.

Tension arterial Valores 

Para conocer las cifras adecuadas de tensión arterial, los médicos siguen unas guías que clasifican en:

  • Tensión arterial normal: menos de 120 de sistólica y 80 de diastólica.
  • Tensión arterial elevada: entre 120 y 129 de sistólica y más 80 de diastólica.
  • Hipertensión arterial de grado 1: entre 130 y 139 de sistólica y entre 80 y 89 de diastólica.
  • Hipertensión arterial de grado 2: más de 140 de sistólica y más de 90 de diastólica.

Normalmente, tu médico de atención primaria te toma la tensión arterial en la consulta y te da unas cifras que oscilan entre lo que hemos comentado. Para simplificar te puede decir que tienes 12/8; es decir que tu tensión arterial es normal y se encuentra entre 120 y 80 mmHg.

A la hora de tomarte la tensión, tienes que estar relajado y tranquilo, porque las situaciones de estrés hacen que suban las cifras de tensión arterial. De hecho, con los nervios se produce lo que se conoce como hipertensión de bata blanca, que es cuando sube la tensión arterial por el estrés que produce estar en la consulta y que tu médico o enfermera recoja tus valores de tensión arterial.

Pero además, antes de ir a la consulta debes prepararte evitando ciertas circunstancias que hacen que no se reflejen bien tus valores de tensión arterial.

  • Estrés.
  • Fumar
  • Hacer ejercicio.
  • Tomar café o té.
  • Temperaturas frías.
  • Tomar algunos fármacos.

Hipertensión Arterial

Debido a los malos hábitos de vida, la hipertensión arterial es cada vez más frecuente en la población. De hecho, en España, según la Sociedad Española de Hipertensión Arterial-Liga Española para la lucha contra la Hipertensión (SEH-LELHA), hay 14 millones de personas con hipertensión arterial, cifra que va en aumento en los más jóvenes.

La hipertensión arterial se conoce como la asesina silenciosa, ya que no presenta síntomas específicos y es la responsable de enfermedades vasculares graves, como el infarto agudo de miocardio, la insuficiencia cardiaca o el ictus.

¿Cómo bajar la tensión arterial?

Lo primero que tienes que hacer para bajar tus cifras de tensión arterial es seguir las recomendaciones de tu médico e implementar unas pautas de vida sana y saludable teniendo en cuenta los siguientes aspectos:

  • Mantén tu peso correcto. El sobrepeso y la obesidad son malos aliados para la tensión arterial.
  • Incluye en tu dieta frutas, verduras, carnes magras, pescados, lácteos bajos en grasa, legumbres y evita las grasas saturadas y la comida precocinada.
  • Reduce la cantidad de sal. Cocina con menos sal y condimenta más con especias para potenciar el sabor de algunos alimentos. La sal no es buena para la tensión arterial. De hecho, las dietas hiposódicas son una prescripción casi obligada cuando los valores de tensión arterial no son los correctos.
  • Haz ejercicio. Los expertos recomiendan hacer entre 90 y 150 minutos a la semana de ejercicios aeróbicos o dinámicos. Si no estás muy en forma, camina unos 40 minutos al día a paso rápido.
  • Reduce la cantidad de alcohol. Es recomendable no exceder el consumo de un vaso de vino al día para mujeres y dos para hombres.