La enfermedad EPOC hacen referencia a la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. Como su propio nombre indica se trata de una patología que aparece con el paso de los años y que produce dificultad para respirar, que se manifiesta bien a través de una bronquitis crónica y/o enfisema. Esto ocurre cuando las vías respiratorias están dañadas por alguna lesión, inflamación o secreción (moco) y no se puede respirar bien.

Causa de la enfermedad EPOC

La causa más importante de la enfermedad EPOC es el tabaco. Un porcentaje nada desdeñable de esta enfermedad se da en fumadores, personas que llevan muchos años consumiendo grandes cantidades de cigarrillos.

Síntomas 

  • Tos frecuente y duradera
  • Tos productiva, con mucosidad
  • Problemas para respirar, sobre todo al subir una cuesta o al caminar rápido
  • Pitidos al respirar
  • Dolor en el pecho

Diagnóstico

Además de la exploración física, para diagnosticar la enfermedad EPOC, el neumólogo lleva a cabo una espirometría con la que se mide la cantidad de aire que se retiene en los pulmones y así se conoce la capacidad pulmonar. Para confirmar el diagnóstico se puede hacer una radiografía de tórax.

Tratamiento

No existe un tratamiento curativo para los pacientes con enfermedad EPOC y su manejo se centra en el control de los síntomas, aliviarlos e intentar que no evolucionen.

Lo primero que hay que hacer es dejar de fumar y adoptar un estilo de vida adecuado, potenciando el ejercicio físico. Esto hará que se vaya mejorando poco a poco la capacidad pulmonar o por lo menos que no vaya disminuyendo aún más con la progresión de la enfermedad. Los fármacos que más se emplean son los broncodilatadores y los corticoides.

En los casos más avanzados de la enfermedad se recurre a la oxigenoterapia, es decir, la administración de oxígeno externo para mejorar la función respiratoria.

Lo importante es seguir los consejos del médico y llevar una vida lo más activa posible, para que la enfermedad EPOC no progrese rápido y mantener lo más despejadas posibles las vías respiratorias. En ese proceso, ayuda mucho llevar una dieta saludable, rica en vitaminas y antioxidantes. Mantener un peso adecuado facilita el ejercicio y mantener una calidad de vida adecuada.