La alopecia consiste en la pérdida de densidad capilar, principalmente en el cuero cabelludo, pero puede afectar a cualquier parte del cuerpo. Aunque en la alopecia en mujeres es poco frecuente, la pérdida repentina o paulatina de cabello tiene un efecto muy negativo en la calidad de vida de quien la sufre, por lo que es importante detectarla y tratarla de manera precoz.

Causas de la caída del pelo en mujeres

Las causas de la caída del cabello en las mujeres pueden ser muy variadas y entre las más frecuentes están:

  • Factores genéticos: las mujeres con antecedentes familiares de alopecia, tanto masculina como femenina, pueden tener un mayor riesgo de pérdida de cabello con la edad.
  • Cambios hormonales que se producen en el embarazo, el postparto, antes y después de la menopausia, cuando hay un descenso de estrógenos y un aumento de andrógenos que hace que los folículos pilosos se hagan más finos.
  • Enfermedades como el hipertiroidismo, hipotiroidismo, ovario poliquístico…
  • Algunos medicamentos empleados para tratar el cáncer, la artritis o las enfermedades cardiovasculares, entre otras.
  • Estilo de vida: el estrés, los sucesos traumáticos, una mala alimentación, el tabaquismo, la contaminación o las agresiones al cuero cabelludo, como por ejemplo el uso de productos dañinos o los peinados que causan tracción, también pueden favorecer la pérdida de pelo. De hecho es muy frecuente ver en consulta las alopecias por tracción.

Alopecia androgénica femenina

Es un tipo de alopecia frecuente que aparece antes o después de la menopausia y está asociada a factores genéticos y hormonales. Durante la menopausia se produce un descenso de los niveles de estrógenos y un posible incremento de los andrógenos (hormonas sexuales masculinas) que influyen directamente sobre el cabello, haciendo que los folículos se hagan cada vez más finos y débiles.  Otros factores que pueden favorecer la alopecia androgénica femenina son los déficits nutricionales, trastornos de la alimentación y hormonales, como los problemas de tiroides, ovario poliquístico o los tumores ováricos, entre otros. Estos pueden hacer que la alopecia en estas mujeres se acelere la pérdida de cabello.

La alopecia androgénica femenina suele afectar a la zona frontal central y parietal del cuero cabelludo, y también causa el despoblamiento de la raya media del cabello que se va ensanchando paulatinamente hasta producir una alopecia fronto-parietal muy evidente, existen patrones de despoblamiento que se valoran con la escala de Ludwin. La pérdida de cabello suele ser difusa y no aparecen zonas de calvicie propiamente dicha, si bien con el tiempo se nota cómo ‘clarea’ el cuero cabelludo y en la mujer llega a ser una situación muy dramática por el impacto en la esfera de la imagen femenina.

Alopecia areata femenina

La alopecia areata femenina es una alopecia no cicatricial que tiene un origen autoinmune; es decir, que el organismo ataca a la raíz del pelo causando una reacción inflamatoria que hace que se caiga. Se desconocen las causas de este proceso inflamatorio, si bien podría estar mediada por factores genéticos o ambientales, como el estrés.
La alopecia areata femenina se caracteriza por zonas ovaladas sin cabello que aparecen de forma aislada y en bajo número. No obstante, también pueden verse afectadas muchas zonas (alopecia areata multifocal) o incluso todo el cuero cabelludo (alopecia areata total).

Efluvio telógeno agudo o crónico

El efluvio telógeno consiste en la caída repentina y llamativa del cabello, que puede ser durante un periodo limitado (efluvio telógeno agudo) o superior a 6 meses (efluvio telógeno crónico). En el efluvio telógeno la pérdida del cabello se produce porque se interrumpe su ciclo de crecimiento por distintas causas, como enfermedades, estrés y eventos traumáticos, déficits nutricionales o infecciones, como la causada por el SARS- CoV-S, responsable de la COVID-19. La buena noticia es que el efluvio telógeno es reversible y mejora cuando se identifica y elimina su causa.

Caída del pelo estacional

Algunas personas perciben una mayor pérdida de pelo en algunas épocas del año, como el otoño. Sin embargo, esto no tiene por qué estar causado por un problema de alopecia. Algunas investigaciones indican que existe una periodicidad estacional en el crecimiento y caída del cabello mediada por los cambios en la producción de distintas hormonas ante las variaciones de las horas de luz, entre otros factores relacionados con los cambios de estación.

Tratamiento para la caída del pelo en mujeres

No existe un tratamiento curativo de la pérdida de cabello en la mujer salvo en el caso de alopecia androgenetica femenina o en las alopecias carenciales por dietas extremas, pero hay alternativas que ayudan a frenar su progresión o mejorar sus efectos estéticos. Muchos de estos tratamientos deben administrarse de manera prolongada y los resultados tardan varios meses en observarse, por lo que es necesario tener mucha paciencia y no abandonarlos. Entre las alternativas terapéuticas están:

  • Fármacos antiandrógenos (dutasterida,finasterida,espironolactona): frenan la alopecia actuando de manera selectiva sobre el efecto de la 5DHT ( un derivado de la tetosterona ) en la raíz del folículo. Pueden administrarse por vía oral o mediante microinyecciones en el cuero cabelludo.
  • Minoxidil: estimula el crecimiento del cabello y se administra por vía tópica (líquido o espuma) u oral.
  • Nuevos medicamentos como la bicatulamida, los anti-jak, se usan para alopecias de causa autoinmunes,o en alopecias androgenicas resistentes a los tratamientos habituales.
  • Trasplante capilar: consiste en realizar microinjertos de folículos del propio paciente en las zonas que se quieren redensificar. Puede ser un buen tratamiento complementario de la alopecia androgénica femenina, pero no está recomendado en la alopecia frontal fibrosante ni la alopecia areata, ya que al ser de origen autoinmune el cabello puede volver a caer.
  • Corticosteroides: son útiles en el tratamiento de la alopecia areata para frenar el proceso inflamatorio que causa la pérdida del cabello. Se administran por vía oral, tópica o en microinyecciones.
  • Plasma rico en plaquetas: se extrae sangre del paciente y se aíslan los factores de crecimiento derivados de las plaquetas. Estos se infiltran posteriormente en el cuero cabelludo para estimular el crecimiento de nuevo pelo.

Preguntas frecuentes sobre la caída del pelo

Cada día perdemos cerca de 100 pelos. Este número entra dentro de la normalidad y no notamos sus consecuencias porque al mismo tiempo que cae, crece nuevo pelo y se repone el perdido. En las mujeres suele llamar más la atención y producir alarma en algunas mujeres por la longitud del cabello de la mujer , que lo habitual es que lo lleve más largo que el hombre.

Load More

Lee más sobre la caída del cabello

Tratamiento para el cabello fino y escaso

Consejos para el cuidado del pelo

Ácido hialurónico para el cabello