¿Cuándo no cicatriza bien la piel y por qué sucede?

Validado por: Dr. Ángel Juárez

Jefe de Servicio de Cirugía Plástica y Estética del Hospital la Zarzuela de Madrid.

Compartir

La cicatrización es el proceso de reparación de la piel que se pone en marcha cuando se produce una herida o una incisión. Cuando la herida es pequeña y cicatriza de manera adecuada, la marca suele ser imperceptible o desaparece con el tiempo. Si la herida o incisión es más profunda y no se cuida bien, puede quedar una cicatriz muy visible e incluso prominente.

Pero además, algunas personas sufren heridas en la piel que no cicatrizan bien o tardan mucho en hacerlo, con el consiguiente riesgo de que aparezcan complicaciones, como las infecciones. Tratamientos como la cámara hiperbárica pueden acelerar la cicatrización y eliminar el riesgo de sufrir estas complicaciones.

Fases del proceso de cicatrización

  • Inflamación: entran en juego los leucocitos, que acuden a la zona lesionada para limpiarla de bacterias y células muertas que puedan representar un peligro para el tejido lesionado.
  • Proliferación: los fibroblastos migran a la zona lesionada y producen colágeno para reparar el tejido. Se forma nueva epidermis (epitelización) y se cierra la herida.
  • Maduración: la piel gana fuerza y resistencia, pero al seguir un proceso de crecimiento distinto al de la piel original, y dependiendo del tipo de herida, puede quedar una marca o cicatriz.

¿Por qué cicatriza mal la piel?

Entre los factores que pueden impedir o retrasar la cicatrización de una herida están los siguientes:

  • Diabetes y enfermedad vascular arterial o venosa.
  • Trastornos en la producción del colágeno.
  • Algunos medicamentos, como los corticoides, los inmunosupresores y los anticoagulantes.
  • Escasa oxigenación y problemas circulatorios.
  • Proliferación bacteriana.
  • Ubicación de la herida: cicatrizan peor o tardan más en hacerlo las heridas que se encuentran en zonas de roce y movilidad continua, o en áreas con excesiva humedad, como la ingle y la cara anterior de las piernas.
  • Edad: a mayor edad es más elevada la probabilidad de sufrir trastornos que afecten a la cicatrización.
  • Consumo de alcohol y tabaco.
  • Presencia de cuerpos extraños en la zona de la herida.

¿Por qué aparecen las cicatrices queloides?

Los queloides aparecen por la formación descontrolada y excesiva de colágeno en la herida. Como consecuencia, se produce una acumulación de tejido y la cicatriz se hace más prominente. En la aparición de queloides influye decisivamente la genética, de manera que son difíciles de prevenir. Hay personas que, sea cual sea el tamaño de la herida o incisión, formarán un queloide.

Aunque no son de fácil tratamiento, los queloides se pueden mejorar y reducir con algunos tipos de láser y medicamentos que intentan frenar la proliferación celular. Otro tratamiento eficaz para prevenir queloides en personas con propensión es la cámara hiperbárica, que consiste en respirar oxígeno 100% puro para favorecer una correcta cicatrización y reparación de los tejidos.

Tratamiento cicatrizante para la piel con cámara hiperbárica

El tratamiento con cámara hiperbárica consiste en respirar oxígeno presurizado puro en una cámara especialmente diseñada para soportar una presión atmosférica superior a la normal. La cámara hiperbárica está indicada para la recuperación de intervenciones quirúrgicas (como las estéticas), lesiones deportivas y traumatológicas, y para el tratamiento de enfermedades como el pie diabético o las úlceras varicosas.

Entre los beneficios de la cámara hiperbárica están:

  • Consigue la máxima oxigenación de células y tejidos.
  • Acelera la cicatrización.
  • Reduce la inflamación.
  • Acorta el periodo de recuperación.
  • Disminuye el riesgo de complicaciones.

Cámara hiperbárica para la cicatrización

Para iniciar el tratamiento de acelerar la cicatrización el paciente se coloca una máscara y luego se tumba en una camilla que se desliza dentro de la cámara hiperbárica. Esta se cierra y comienza la liberación de oxígeno. Es posible que debido a la presión se taponen los oídos como cuando viajamos en avión. Esto es normal y puede aliviarse fácilmente.

Por lo demás, la sensación es relajante y placentera; de hecho, durante la sesión de cámara hiperbárica se puede leer o utilizar entretenimiento audiovisual para hacerla más amena.

Lee más sobre cicatrización de la piel 

Validado por: Dr. Ángel Juárez

Jefe de Servicio de Cirugía Plástica y Estética del Hospital la Zarzuela de Madrid.

Compartir
Dr. César Morcillo Serra
Especialista en Medicina Interna en el Hospital Sanitas CIMA.
Dra. Ana Gaitero Martínez
Doctora en Medicina por la Universidad Autónoma de Madrid, tesis con mención CUM LAUDE: relacionada con Medicina de la Reproducción. Especialista en Ginecología y Obstetricia. Especialidad: Medicina de la Reproducción.
Descubre a través de nuestros consejos de salud cómo llevar una vida sana y consulta todos los temas de salud que hemos desarrollado para ti.
Mujer
Conoce a fondo el mundo femenino
Hombre
Conoce a fondo el mundo masculino