Aunque parezca una afección poco común, son muchos los hombres a quienes les afecta el exceso de grasa pectoral generándoles cierta inseguridad cuando tienen que estar sin camiseta en la playa, o incluso cuando intentan vestirse con camisas o camisetas un poco ajustadas.

¿Exceso de grasa el los pectorales?

La razón de este excesivo volumen pectoral tiene su causa en la acumulación de grasa o glándula mamaria.

El exceso de pectorales no sólo afecta a personas con cierto sobrepeso, hay hombres delgados que acumulan grasa pectoral y no son capaces de eliminarla.

En la mayoría de ocasiones llevando una alimentación completa y equilibrada, acompañando de ejercicios focalizados en esa zona, se lograr reducir el volumen.

¿Qué es la Ginecomastia o reducción de pectorales?

Pero también hay situaciones en las que el volumen es excesivo  y requiere una Ginecomastia o reducción de pectorales.

Esta intervención consiste en una liposucción de grasa asistida por una técnica láser mediante una pequeña incisión alrededor de la aureola. En casos más severos puede realizarse la extirpación de la glándula mamaria.

El resultado de la Ginecomastia es permanente y debe complementarse con la práctica de ejercicio físico.

banner_peso_saludable

La cicatriz de la operación es mínima cuando sólo se extrae la grasa. En el caso que se tenga que extraer la glándula mamaria, la cicatriz también es discreta, ya que la incisión se realizar alrededor de la aureola y se disimula con el cambio de color de la misma.

Aunque la operación de reducción de pectorales es indolora debido a que se realiza la intervención bajo anestesia local y sedación o general, sí es normal que durante varios días se esté molesto.

Para ayudar a reducir la inflamación y facilitar que la piel se adapte correctamente se lleva una prenda elástica durante 3 ó 4 semanas.