Llega septiembre y muchos de nosotros hemos dejado atrás las vacaciones, la playa y las horas de sol. Cuando el bronceado se desvanece, podemos apreciar que nuestro rostro está moteado de sombras oscuras, son las antiestéticas manchas solares, cuya aparición se debe principalmente al exceso de exposición solar.

Ahora, que se acerca el otoño,  es el momento adecuado para eliminarlas.

Manchas en las manos

Las manchas oscuras y circunscritas que delatan la edad en las manos, se llaman léntigos, y son consecuencia de la exposición solar prolongada a lo largo de los años. Aunque pueden aparecer a cualquier edad, son más frecuentes a partir de los 50 años, puesto que se suelen mostrar unos 20 años después de la exposición que las originó.  Para evitar en la medida de lo posible su aparición, debemos aplicar protectores solares cosméticos durante todo el año, no sólo en verano.

Manchas en el rostro

Las hormonas influyen mucho en la aparición de los melasmas, también denominado cloasma, que se caracteriza por ser oscura, difusa y situarse en la frente, el labio superior y las mejillas en menor medida. Los léntigos son incluso, más comunes que el melasma en la cara, por estar más expuesta a las radiaciones. La aparición de las manchas en el rostro depende de muchos factores, pero suelen aparecer a partid de los 40 años.

Manchas en el escote

Melasma y léntigos son manchas oscuras características del escote, que refleja el envejecimiento de ña piel, al igual que en las manos,  también se puede sufrir fotodermatosis por la exposición prolongada al sol. Rojeces y arañas vasculares son tan frecuentes como los nuevos lunares que aparecen en la piel por un componente genético. En el escote este tipo de manchas surgen a partir de los 50 años por una exposición solar prolongada, pero también, por la aplicación de perfumes con agentes fotosensibilizantes.

¿Cómo y cuando eliminar las manchas?

El otoño es la época adecuada para realizar un tratamiento que elimine las manchas solares.

Por un lado, la tecnología Skin revitalizer es una de las más eficaces para hacerlo, pues además de hidratar, iluminar intensamente y estimular la síntesis de colágeno, contribuye a la eliminación de manchas solares y rojeces.

Por otro lado, el tratamiento de Rejuvenecimiento facial con IPL permite rejuvenecer la piel del rostro, por lo que está especialmente indicado para pieles más maduras que, con el paso del tiempo, reflejan las manchas provocadas por el sol, lesiones vasculares, poros dilatados o con irregularidades en la pigmentación.