En ocasiones oímos hablar del metabolismo lento como posible causa de sobrepeso y obesidad. ¿Qué significa esto? ¿Es posible acelerar el metabolismo?

El metabolismo es el proceso por el cual nuestro organismo convierte en energía lo que comemos. Todos tenemos un metabolismo basal, esto es, un consumo de energía en reposo. Las personas que consumen menos energía en reposo tienden a acumular más kilos, mientras que las que consumen una mayor cantidad suelen ser más delgadas.

¿Es posible acelerar el metabolismo?

Este consumo de energía se ve influido por muchos factores, como la genética y el estilo de vida, y suele disminuir conforme envejecemos. Por lo tanto, cuantos más años cumplamos, más se ralentizará nuestro metabolismo.

El metabolismo lento también puede tener su origen en el hipotiroidismo, que surge cuando la glándula tiroides no produce la cantidad necesaria de hormonas tiroideas. Las personas con hipotiroidismo presentan un metabolismo basal más bajo y tienden a ganar peso, mientras que aquellas que tienen hipertiroidismo, es decir una producción elevada de hormonas tiroideas, tienen un metabolismo basal más alto y pueden sufrir pérdidas de peso.

Otros factores que pueden influir en la ralentización del metabolismo son la obesidad, las intolerancias alimentarias, algunos medicamentos y el sedentarismo.

¿Cómo acelerar el metabolismo al máximo?

La alimentación y el ejercicio físico son dos piezas clave para influir sobre el metabolismo y acelerarlo en la medida de lo posible.

Respecto a la alimentación, algunas personas piensan que limitar drásticamente la cantidad de calorías ingeridas consigue no solo eliminar peso sino también acelerar el metabolismo. Sin embargo, el efecto puede ser el contrario, ya que cuando seguimos dietas muy restrictivas nuestro organismo lo percibe como una amenaza para la supervivencia y tiende acumular energía a modo de reserva, por lo que el metabolismo termina ralentizándose aún más. Si sigues una dieta para adelgazar, es muy importante que lo hagas siempre bajo la supervisión de un médico nutricionista.

Consejos para mejorar el metabolismo

La buena noticia es que hay alimentos que pueden ayudarnos a aumentar el consumo calórico y que se pueden incorporar fácilmente a los menús diarios.

En cuanto al ejercicio físico, en ocasiones nos centrarnos más en la práctica de actividades aeróbicas (correr, nadar, montar en bicicleta, tenis y deportes de equipo, como el fútbol y el baloncesto) y dejamos de lado los ejercicios de fuerza, como las pesas. Sin embargo, el organismo necesita consumir más energía tanto para generar músculo como para mantenerlo. Además, no solo quemamos calorías mientras hacemos ejercicio sino también durante un tiempo después, una vez finalizado el entrenamiento. Pues bien, las calorías que se queman en ese periodo post-ejercicio son mayores después de hacer pesas que actividades aeróbicas. Por ello, incorporar los entrenamientos de fuerza a la rutina diaria puede ser una excelente opción para acelerar el metabolismo.

acelerar el metabolismo

Alimentos que aceleran el metabolismo

Café: aumenta la oxidación de las células grasas y el metabolismo basal, aumentando el gasto energético durante más tiempo tras su consumo. No obstante, hay que tomarlo con precaución debido a su contenido en cafeína.

Té verde: también acelera el metabolismo e incrementa el consumo calórico tras su ingesta.

Cayena y chile: contienen capsaicina, una sustancia que tiene un efecto termogénico, es decir que eleva la temperatura corporal, y obliga al organismo a aumentar el consumo de energía para volver a un estado de normalidad.

Jengibre: además de acelerar el metabolismo, tiene efecto saciante, por lo que es recomendable incorporarlo a las dietas para el control de peso.

Proteínas: las proteínas de alta calidad procedentes de carnes magras y pescados tienen cierto efecto termogénico, por lo que se queman más calorías durante su digestión y en el periodo posterior.

Ejercicios que aceleran el metabolismo

Musculación: como hemos dicho, el organismo consume más energía para mantener el músculo. Por lo tanto, desarrollar más masa muscular ayudará a acelerar el metabolismo. Ahora bien, antes de abrazarse a las pesas y a las máquinas de musculación, es fundamental hablar con un monitor para que diseñe una rutina de entrenamiento adaptada a nuestras circunstancias. Para ello, tendrá en cuenta posibles limitaciones o lesiones.

Entrenamiento HIIT: estas siglas corresponden a High Intensity Interval Training, un tipo de entrenamiento a intervalos de alta intensidad que combina periodos cortos de ejercicios aeróbicos muy exigentes con otros de recuperación incompleta. Este entrenamiento ayuda a quemar grasa y hace que el consumo de calorías se prolongue durante más tiempo después de finalizar el ejercicio.

Burpees: alterna las flexiones y los ejercicios de suelo con saltos, aumentando considerablemente el gasto calórico.

Sentadillas: dependiendo de la intensidad, pueden incrementar enormemente el gasto calórico. De hecho, se estima que una serie de 20 repeticiones con un descanso de 10 segundos entre cada serie puede quemar cerca de 15 calorías por minuto.

Planchas laterales: fortalecen los músculos, aumentan la resistencia y ayudan a quemar más calorías durante y después del ejercicio.

PREGUNTAS SOBRE ACELERAR EL METABOLISMO

Algunas de las cosas que te recomendamos para mejorar tu metabolismo, es tener una dieta saludable y hacer algunos de los siguientes ejercicios:

  • Musculatura.
  • Entrenamiento HIIT
  • Burpees
  • Sentadillas
  • Planchas laterales

Sí, en teoría. En realidad se pueden realizar acciones para que el metabolismo funcione mejor o evitar el metabolismo lento, pero como tal el metabolismo no se acelera sino que mejora y esto nos puede dar una vida más saludable.

El consumo de energía de las personas se ve influido por muchos factores, como la genética y el estilo de vida, y suele disminuir conforme envejecemos. Por lo tanto, cuantos más años cumplamos, más se ralentizará nuestro metabolismo.

Load More

Lee más sobre acelerar el metabolismo