¿Estás pensando en hacer una maratón? Si quieres mejorar marca, o simplemente tienes intención de introducirte en el mundo del running, te contamos los errores más comunes en el entrenamiento:

1. Autoentrenarte

Comenzar a entrenar por ti mismo o siguiendo un plan genérico descargado de una revista, puede que no sea la mejor opción, pues estos, suelen ser planes genéricos que no tienen en cuenta tu estilo de vida, o tus características fisiológicas, de esta manera, es probable que sólo consigas lesionarte o poner en riesgo tu salud. Por tanto,  ponte en manos de un entrenador profesional o un médico que pueda analizarte de manera personalizada, creando para ti un plan de entreno adaptado, así evitarás cometer los errores más comunes en el entrenamiento.

2. Competir en los entrenamientos

No debes olvidar que en los entrenamientos no están compitiendo contra nadie, ¡No hay dorsal! Por tanto, no debes excederte. Debes entrenar de manera progresiva y ser constante para poder ver los resultados. Los runners debemos evitar los errores más comunes en el entrenamiento, para luego llegar al día de marras y poder dar el 101%.

3. Trabajar la fuerza, es primordial

Es importante dedicar tiempo al trabajo de fortalecimiento general de los músculos, al menos  2-3 veces por semana un mínimo de 10’, de esta manera evitaras lesiones y mejoraras tus marcas de carrera.

4. Hidratarse bien

Es esencial entrenar con una botella de agua cerca, sufrir una deshidratación, puede llevar al traste todo nuestro entrenamiento. Hay que hacerlo antes, durante y después de los entrenamientos.

5. Comer adecuadamente

La dieta es muy importante, y comer bien no está reñido con disfrutar. No se deben hacer dietas estrictas para perder peso. Simplemente necesitas reducir un poco las cantidades y hacer ejercicio de manera progresiva y regular para ir limando esos gramos que nos sobran.

No debemos olvidar la importancia de consumir hidratos de carbono en forma de pasta o pan integral, por ejemplo, o cereales como la avena, pues son esenciales para llenar nuestros depósitos de glucógeno y estar así, cargado de energía.

6. Gastar demasiado las zapatillas

En muchas ocasiones le damos un uso desmesurado a nuestras zapatillas de correr, bien porque nos hemos adaptado a la perfección a ellas y nos cuesta encontrar unas parecidas en el mercado, o porque adquirir unas nuevas, nos parece un lujo que no podemos permitirnos. Pero debes saber que, el uso de una zapatilla demasiado desgastada es uno de los errores más comunes en el entrenamiento y puede ser motivo de lesión, pues hace que nuestra pisada acentúe el impacto por la parte más desgastada de la zapatilla.

7. No estar suficientemente preparado para competir

Lanzarse a correr a lo loco sin una preparación previa, es sin duda, una insconsciencia, pues el riesgo de sufrir una lesión o poner en riesgo tu salud, es altísimo. Antes de competir en una maratón o carrera, debes entrenar unos meses antes, incluso un años, dependiendo del tipo de competición al que te vayas a enfrentar.

8. Hacerse una revisión médica

Antes de correr, debemos conocer si nuestro cuerpo y sobre todo, nuestro corazón, está preparado para ello. Hacerse una prueba de esfuerzo antes de iniciarte en este deporte, y una vez en rodaje, hacerlo cada año, nunca está de más. No hay mayor tranquilidad que la de saber que puedes correr sin que tu corazón sufra.

¡A por ello, que tienes muchos km por delante!

#QueNadaTePare