Sanihub
Tus dudas de salud
Resuelve aquí tus dudas médicas

Láser verde para la hiperplasia benigna de próstata

 Láser verde para la  hiperplasia benigna de próstata

A medida que envejecemos, aumenta el tamaño de la próstata. A partir de los 75 años más de la mitad de los hombres tiene problemas de próstata. La hiperplasia benigna de próstata produce problemas miccionales, ya que la glándula, al aumentar de tamaño, comprime la uretra y aparecen problemas para orinar. El más grave es la retención de orina, es decir, cuando no se puede vaciar la vejiga y hay que sondar al paciente para que no aparezca una infección.

Así, ante la dificultad de orinar es necesario acudir a un equipo de especialistas en Urología para consultar el caso y que nos den la solución adecuada. Una vez diagnosticada la hiperplasia benigna de próstata hay varias opciones para resecarla, que deje de comprimir la uretra y resolver los problemas miccionales.

El láser verde es una de las últimas opciones terapéuticas que se han sumado al manejo de la HBP. Con este método se lleva a cabo una resección transuretral de la próstata con menos efectos secundarios que el procedimiento tradicional. Así, la luz del láser llega a la próstata de forma endoscopia para eliminar el tejido que comprime la uretra. Después de la vaporización del tejido, se libera la uretra y el flujo de la orina vuelve a ser normal. El procedimiento se lleva a cabo en un quirófano completamente equipado para dicha intervención y dependiendo de los casos se utiliza anestesia general o local. Es el equipo de especialistas en Urología, que va a llevar a cabo la resección de la próstata con láser verde, el que valorará, junto con el equipo de anestesistas, la necesidad de un tipo u otro de anestesia, en función del estado general del paciente, su edad o si presenta alguna otra patología .

Entre las ventajas de utilizar el láser verde para eliminar el tejido prostático que presiona la uretra están:

  • Se mejora de forma rápida del flujo urinario
  • El ingreso hospitalario no suele superar un día
  • La reincorporación a la vida normal se acorta
  • Los casos de disfunción eréctil no llegan al 1 por ciento
  • El paciente tiene que estar sondado solo un día
  • Se puede hacer en pacientes que siguen un tratamiento con anticoagulantes, el más conocido de ellos es el sintrom.

 

Hay que recordar que la hiperplasia benigna de próstata puede afectar negativamente a la calidad de vida de quien la padece, ya que los problemas para orinar y la urgencia miccional puede hacer que se reduzca la actividad social por miedo a no encontrar un baño cerca. El láser verde puede ser la solución a este problema.