Cirugía robótica da Vinci en la medicina

¿Qué es la cirugía robótica?

La cirugía robótica ha demostrado sus ventajas en el aumento de la seguridad clínica para los pacientes, ya que gracias a los avances tecnológicos, se reducen los riesgos y las complicaciones asociadas a los procesos quirúrgicos.

De acuerdo con los datos publicados por la Agencia para la Investigación Sanitaria y Calidad, del Departamento de Salud de Estados Unidos en 2016, en Patient Safety Network, el abordaje de la robotica en la medicina ya está aportando más seguridad en los procesos en los que está más extendido en términos de mayor seguridad.

Ventajas de la cirugía robótica

La evolución en la cirugía robótica ha sido rápida y sorprendente, y gracias a este desarrollo, en la actualidad, contamos con sistemas quirúrgicos muy sofisticados, seguros y de alta precisión, como el robot Da Vinci, pues se reducen gran parte de los riesgos de la cirugía abierta o la laparoscopia convencional, y el cirujano posee mayor precisión gracias a la visualización tridimensional que aporta el equipo Da Vinci, y las funcionalidades de control del movimiento y temblor.

Entre las ventajas de la cirugía robótica se encuentran:

  1. Visualización en 3D de la zona a intervenir.
  2. Elimina el factor ‘temblor’ de la mano del cirujano.
  3. Mayor maniobrabilidad y precisión en la ejecución.
  4. Se accede mejor a las cavidades y zonas complejas.
  5. Permite actuar con precisión sobre los tejidos afectados sin alterar las estructuras adyacentes.
  6. Las cicatrices son más pequeñas y el dolor postoperatorio es menor.
  7. El tiempo de recuperación y de hospitalización es más rápido.
  8. Menos riesgo de infección y de sangrado, lo que se traduce en una menor necesidad de hacer transfusiones.

Cirugía Robótica en el Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela

El Servicio de Cirugía General y Digestiva del Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela emplea el abordaje robótico para las cirugías esofagogástricas más complejas.

El Dr. Javier Álvarez, del Servicio de Cirugía General y Digestiva del Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela, nos explica que la cirugía robótica será la indicación quirúrgica estándar para la mayoría de los procesos quirúrgicos en un futuro muy cercano.

-“Ahora mismo, en Estados Unidos, la cirugía más indicada y realizada por vía robótica es la hernia inguinal, que es un procedimiento relativamente sencillo. Esto nos indica que los hospitales con mayor volumen del mundo, ya han incorporado la robótica como el abordaje estándar porque supone más seguridad”, añade.

Por su parte, el Dr. Pablo Anchústegui, jefe del servicio de Cirugía General y Digestiva del centro, quién está liderando la incorporación de la cirugía robótica a los procedimientos más complejos:

  • bypass gástrico.
  • gastrectomías parciales.
  • esofagectomías distales.
  • cirugía de cáncer de recto.

En los últimos 6 meses se han realizado con éxito, 13 intervenciones robóticas en pacientes con situaciones clínicas complejas.

-“Estamos convencidos de que la cirugía robótica representa un salto de calidad, del mismo modo que la cirugía laparoscópica superó los resultados de la cirugía abierta. Es una ola imparable y nosotros preferimos subirnos a la ola en lugar de vernos arrastrados por ella. La cirugía robótica nos permite ofrecer a nuestros pacientes una alternativa más segura y con abordajes muy complejos para proporcionarles una solución efectiva a su problema de salud”, explica el Dr. Anchústegui.

Avances tecnológicos gracias al robot Da Vinci

La introducción de la cirugía robótica tuvo lugar en el año 2000 y con casi 20 años de recorrido, tanto la tecnología como la preparación y conocimiento de los profesionales, ha hecho que la cirugía robótica haya experimentado una especialización y crecimiento vertiginoso.

Características del Robot Da Vinci

Este robot quirúrgico consta de una consola ergonómica, una torre de visión en 3D de alta definición, y un carro quirúrgico con varios brazos robóticos que sujetan todo el material y las herramientas necesarias para las intervenciones.

El cirujano obtiene una visión 3D en alta definición de la zona a intervenir, y maneja los brazos robóticos desde la consola. Gracias a la alta tecnología de este sistema, es posible reducir el riesgo de temblor en la ejecución de las incisiones y demás procedimientos.

El Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela, que ha realizado más de 600 intervenciones robóticas, incorporó la nueva generación del sistema robótico Da Vinci en septiembre de 2017.

Entre las características del sistema robótico Da Vinci se encuentran:

Nuevo visor 3-D de alta definición

Esta nueva versión incorpora un visor 3-D de alta definición con zoom y enfoque automático, lo que permite al cirujano identificar con mucha nitidez estructuras muy pequeñas, esto supone una mayor capacidad para realizar cirugías mucho más precisas y con menor riesgo de dañar tejidos próximos al área intervenida.

Sistema de visión fluorescente

Además, el nuevo equipo cuenta con un sistema de visión fluorescente que, tras la inyección intravenosa de una sustancia (verde de indocianina), permite ver la vascularización de las estructuras. Esto se traduce en un mayor margen de seguridad al extirpar un tumor, por ejemplo, ya que se puede ver perfectamente iluminado.

Pruebas previas a la cirugía robótica Da Vinci

El especialista en Urología, será el que determine si es necesario llevar a cabo un procedimiento quirúrgico con el robot Da Vinci, para ello:

  • Estudiará tu historial médico.
  • Pescribirá un análisis de sangre para conocer los niveles del antígeno prostático específico (PSA).
  • En el caso de que haya indicios de un posible cáncer de próstata, te prescribirá una biopsia guiada por resonancia magnética, para extraer tejido de la próstata y comprobar si existen células de naturaleza maligna.

Postoperatorio de la cirugía robótica Da Vinci

El postoperatorio es mucho más corto y menos doloroso que el que se experimenta con otras técnicas, como la cirugía abierta o la laparoscopia convencional no robotizada.

El postoperatorio con la cirugía robótica Da Vinci tras una intervención presenta las siguientes ventajas para el paciente:

  • Las incisiones y cicatrices son más pequeñas y el dolor postoperatorio es fácilmente controlado con analgésicos.
  • El riesgo de sangrado es menor y las transfusiones son menos necesarias.
  • Disminuyen las complicaciones y el riesgo de infección.
  • Se retira antes la sonda que debe llevar el paciente.
  • El tiempo de hospitalización es menor y la recuperación es más rápida.
  • La continencia urinaria y la función sexual se recuperan más rápidamente.

El médico especialista establecerá un calendario de visitas y revisiones para comprobar que el paciente evoluciona según lo previsto.

Validado por: Dr. Ignacio Moncada Iribarren

Jefe del Servicio de Urología en el Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela.

Compartir
Publicado por
Validado por: Dr. Ignacio Moncada Iribarren