Si eres madre primeriza, tal vez nunca hayas oído hablar de la preeclampsia durante el embarazo,  es un trastorno que se da durante la gestación. Aún hoy se desconoce su origen exacto y en la mayor parte de los casos es asintomática, te contamos que provoca este trastorno y cómo se detecta.

La preeclampsia durante el embarazo

La preeclampsia durante el embarazo, produce hipertensión gestacional, y si no se trata a tiempo puede, afectar gravemente a órganos como los riñones, el hígado e incluso el cerebro.

También causa un alto nivel de proteínas en la orina. Este es un indicador importante a la hora de diagnosticar la preeclampsia durante el embarazo, ya que si bien es normal tener, en cantidades pequeñas, proteínas en la orina si se pasa del nivel,  es un signo de alarma de que algo no va bien.

Se estima que un 5%  de las embarazadas sufren preeclampsia durante su embarazo, generalmente en el tercer trimestre de embarazo, pero lo cierto es que también puede aparecer durante el parto y postparto, incluso hasta seis semanas después de dar a luz.

La preeclampsia en el embarazo, no es muy común, y suele presentarse de forma leve, pero también se puede presentar de forma repentina y grave, especialmente si no se detecta a tiempo por el médico especialista que esté llevando nuestro embarazo.

Síntomas de la preeclampsia en el embarazo

La preeclampsia en el embarazo, no es algo fácil de detectar  puesto que algunos de los síntomas se confunden con molestias propias del embarazo,  sin embargo, te detallamos algunos signos que puedes sentir y a los que debes prestar especial importancia, acudiendo a tu ginecólogo para salir de dudas:

  • Hinchazón exagerada en los ojos, manos, pies o tobillos.
  • Dolor de cabeza fuerte y continuado, visión borrosa (o cualquier otra alteración que notes relacionada con la vista).
  • Somnolencia, confusión, desorientación.
  • Náuseas, vómitos o mareos.
  • Molestia o dolor al tocarte en la parte superior del abdomen.
  • Dificultad para respirar.

Si notas cualquier de estos síntomas, acude a tu médico, quién medirá tu tensión arterial y re realizará un análisis de sangre y orina para confirmar o descartar una posible preeclampsia durante el embarazo.

Factores de riesgo

También existen algunos  aspectos que te pueden hacerte más propensa a sufrir preeclamsia durante el embarazo:

  • Antecedentes familiares.
  • Caso de preeclamsia en embarazos anteriores.
  • Hipertensión crónica o diabetes gestacional.
  • Obesidad.

Tratamiento para la preeclampsia

En el caso de que te diagnostiquen preeclamsia ,el ginecólogo te recomendará el mejor tratamiento a seguir, tanto durante el embarazo como después de él.

Dependiendo de la gravedad, el médico puede

  • Recomendarte reposo en la cama, acostada sobre el lado izquierdo preferiblemente, con o sin hospitalización.
  • Medicación para bajar la tensión arterial.
  • Administración de sulfato de magnesio para prevenir o detener convulsiones o la inducción del parto en cuanto sea posible.

En definitiva, la mejor prevención es no saltarse las visitas al ginecólogo, pues son clave para detectar esta y cualquier otra complicación durante el embarazo.

También es importante que te observes, no de una forma obsesiva pero si con atención, y qué, cuando acudas al médico le consultes cualquier duda que tengas por pequeña que sea para tu tranquilidad y seguridad.