¿Qué es la ‘comida real’?

El concepto de realfooding o ‘comida real’ cada vez gana más terreno en los medios de comunicación, internet y las redes sociales. ¿Pero acaso lo que comemos cada día no es real? Técnicamente sí, pero lo que el movimiento realfooding plantea es dejar de lado los alimentos ultraprocesados y centrar la dieta en productos básicos de alta calidad. En España, el nutricionista Carlos Ríos es el lidera este movimiento, un estilo de vida que arrasa en Instagram y cada vez recluta más seguidores. ¿El objetivo del realfooding? Devolver a nuestra mesa una alimentación sana, equilibrada y de calidad.

Alimentos ultraprocesados

Los alimentos ultraprocesados son aquellos que están compuestos por escasa materia prima básica y son ricos en azúcares, sodio, grasas saturadas, almidones, conservantes y aditivos. Estas sustancias permiten alargar la vida útil de los productos, potenciar su sabor e incluso mejorar su textura o aspecto. Entre estos productos se encuentra la comida basura, los platos precocinados, las salchichas y embutidos similares; galletas y bollería industrial; chucherías; lácteos; zumos y bebidas azucaradas; cremas y salsas; las patatas chips y otros snacks de bolsa…

Todos estos productos son especialmente atractivos para el paladar, pueden resultar adictivos y suelen ser bastante económicos. Una hamburguesa, por ejemplo, puede ser más barata que dos piezas de fruta. De ahí que los alimentos ultraprocesados estén desplazando de la cesta de la compra a otros productos más naturales, aunque también más caros.

El consumo de alimentos ultraprocesados tiene graves consecuencias para la salud: aumenta el riesgo de obesidad, diabetes tipo 2, hipertensión y enfermedades cardiovasculares, y se relaciona con un mayor riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer.

El realfooding

El realfooding promueve el consumo de alimentos mínimamente procesados, que mantengan todo su valor nutricional y sabor. Asimismo, lucha contra los mitos y falsas creencias que rodean a la alimentación, como por ejemplo que los productos procesados pueden comerse con moderación sin que supongan un riesgo para la salud.

Carlo Ríos propone con el realfooding el consumo de productos frescos, aprender a tratar los alimentos, prepararlos y cocinarlos sin alterar su valor nutricional, y conocer en profundidad los efectos que el procesado de alimentos tiene en la salud. Además, realiza una clasificación de los mejores ‘alimentos reales’ y ‘alimentos procesados’ que son beneficiosos para la salud.

Comida real

  • Frutas, verduras y hortalizas.
  • Legumbres.
  • Tubérculos.
  • Frutos secos.
  • Carne no procesada.
  • Pescados y mariscos.
  • Huevos y leche fresca.
  • Cereales integrales.
  • Semillas y especias.
  • Café e infusiones.

Alimentos procesados buenos

  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Leche UHT, yogures y lácteos fermentados.
  • Pan integral.
  • Legumbres envasadas.
  • Pescado en lata.
  • Gazpacho envasado.
  • Jamón ibérico de bellota.
  • Alimentos incluidos en la lista de ‘comida real’ congelados o envasados al vacío.

Ideas para un menú de comida real

Tartar de langostinos, tomate y aguacate (ingredientes para 4 personas)

  • 200 gr de langostinos.
  • 2 aguacates.
  • 1 tomate grande.
  • Zumo de medio limón o lima.
  • Cebollino.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Pimienta.
  • Sal yodada.

Se trocean todos los ingredientes por separado y se salpimientan. Se mezclan en un cuenco en el que se añade el zumo de limón o lima, el aceite de oliva y el cebollino. Se mezcla y se presenta bien en forma de tartar, utilizando un molde pequeño, o en vasos de aperitivo.

Brocheta de carne y verduras (ingredientes para 4 personas)

  • 200 gramos de carne magra.
  • Medio pimiento rojo.
  • 1 calabacín.
  • 1 cebolla.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.
  • Pimienta.
  • Tomillo.

Se lavan bien las verduras y se trocean junto a la cebolla; la carne se corta en dados. Todos los ingredientes se salpimientan y se les añade el tomillo (se pueden utilizar otras especias al gusto). Se montan las brochetas intercalando los ingredientes y se cocinan a la plancha con un poco de aceite de oliva.

Postre de queso fresco, frutos rojos y avellanas (ingredientes para 4 personas)

  • Queso fresco batido 350 gr.
  • Frutos rojos 150 gr.
  • 2 cucharadas pequeñas de miel.
  • 1 puñado de avellanas.

Se cocinan los frutos secos con la miel en una sartén a fuego lento, hasta que se forme una mermelada. Se coloca en las copas o vasos en los que se va a servir el postre, se cubre con una capa de queso fresco y se añaden las avellanas troceadas. Para comer, lo ideal es mezclar o hundir la cuchara para arrastrar el fondo de frutos secos a la superficie en la que se encuentra el queso y las avellanas. También se puede mezclar.