¿Qué es el test de antígenos?

El test de antígenos es una prueba que permite identificar a las personas que están infectadas por el SARS-CoV-2, virus causante de la COVID-19. Para ello, este test detecta una proteína específica del virus en una muestra nasofaríngea o de saliva.

La principal ventaja del test de antígenos es que puede realizarse en casa, es fácil de utilizar, tiene una alta especificidad y los resultados se obtienen en apenas unos minutos. 

Los test rápido de antígenos pueden ser de gran utilidad para controlar la transmisión comunitaria del coronavirus en los grupos de población de mayor riesgo, como los que conviven en residencias, colegios, hospitales o centros de trabajo. No obstante, se debe tener claro que un resultado negativo no excluye totalmente una posible infección. Para estar seguros habría que realizar otras pruebas, como la PCR. 

¿Para quién está indicado el test rápido de antígenos?

  • Personas asintomáticas que han tenido una exposición conocida con un caso confirmado o sospechoso de infección por SARS-CoV-2
  • Personas con síntomas de pocos días de evolución que sean compatibles con los de la COVID-19.

¿Cómo funciona o cómo se hace el test de antígenos?

El kit para realizar el test rápido de antígenos con saliva se compone de un vaso de papel para recoger la saliva, un bastoncillo de algodón para tomar la muestra e introducirla en un tubo,  y una placa de plástico donde se depositará la muestra con reactivo y se mostrarán los resultados. El kit de test rápido de antígeno con muestra nasofaríngea incorpora un hisopo con el que se toma la muestra.

Una vez preparados todos los elementos, los pasos a seguir son:

  • Tomar la muestra con el bastoncillo de algodón o hisopo e introducirla en el tubo recolector.
  • Cerrar el tubo y agitarlo para mezclar el contenido. 
  • Verter 3-4 gotas de la muestra mezclada en el pocillo de muestras.
  • Para leer el resultado, se deben esperar 8 minutos en la prueba con muestra nasofaríngea y 15 en la prueba con saliva. Pasado este tiempo, la lectura ya no es válida.

¿Cómo se interpretan los resultados del test de antígenos?

Junto al pocillo en el que se deposita la muestra nasofaríngea o de saliva, hay una pequeña ventana que muestra los resultados. En esta ventana encontraremos dos indicadores, uno con la letra C (Control) y otro con la T (Test).

El test rápido de antígenos será negativo si aparece una línea roja en el indicador C, y será positivo si aparecen dos líneas, una en el indicador C y otra en el T.

Si en ningún momento se muestra la línea C, el resultado es nulo y la prueba debe repetirse. 

En el caso de que el test rápido de antígenos sea positivo, es importante ponerse en contacto con el centro de salud para recibir instrucciones sobre las medidas que se han de tomar para evitar el contagio a otras personas. 

Preguntas frecuentes sobre el test de antígenos

Sanitas cuenta con una amplia red de centros con laboratorios específicos para hacer test de antígenos con los kits adecuados para obtener una muestra biológica del paciente (hisopado nasofaríngeo) y detectar la presencia de la proteína antigénica del virus.

Dicha muestra se analiza posteriormente y se obtiene el resultado en 15 minutos.

Los centros de Sanitas están disponibles para todos los usuarios que quieran realizarse un test de antígenos.

El mejor momento para realizar el test rápido de antígenos es cuando la carga viral es más elevada en la mucosa o saliva. En los pacientes con síntomas de coronavirus, es recomendable hacerlo durante los primeros días de la infección, mientras que en los pacientes asintomáticos que han estado en contacto directo con infectados, durante los 10-15 días desde el contacto. 

El test de la PCR (reacción en cadena de la polimerasa) detecta la presencia de material genético del SARS-CoV-2, lo que indicaría que la persona está infectada en ese momento y puede contagiar a los demás. Tiene una alta sensibilidad y especificidad, pero los resultados pueden tardar de 60 minutos a varias horas, dependiendo del tipo de equipos que tenga el laboratorio en el que se realiza. 

El test rápido de antígenos detecta la presencia de una proteína específica del virus, es mucho menos complejo y no requiere análisis en el laboratorio. Una de las principales ventajas es que es más económico que el test de la PCR y puede repetirse con facilidad siempre que sea necesario.

El test rápido de antígenos es fácil y rápido de hacer, y los resultados tardan en aparecer 8 minutos si se hace con muestra nasofaríngea y 15 minutos si es con saliva.

El test rápido de antígenos se puede adquirir desde un precio de 50-60 euros aproximadamente. 

La sensibilidad de los test rápidos de antígenos con muestra nasofaríngea y con saliva supera el 90%, mientras que la especificidad es igual o superior al 95%.

Load More

Lee más sobre el test de antígenos

Prueba PCR

Test serológico

Dónde hacerse la prueba del COVID-19