Se acerca el verano y no quieres estar pendiente de tu vello para poder hacer los planes que se te van presentando. Sin duda, son muchos los beneficios de la depilación láser , y es el método más eficaz conocido hasta el momento, para eliminar el vello de forma definitiva.

Sin embargo, existen también una serie de contraindicaciones de la depilación láser que debes conocer, pues no todos los tipos de piel y vello son iguales, y en función de ello, este tratamiento puede ser más o menos efectivo.

Contraindicaciones de la depilación láser

Cada vez son más las personas, tanto hombres como mujeres, que se animan a depilarse con láser, es muy importante que escojas un centro especializado dónde los profesionales tengan experiencia en la realización de este tratamiento. En cualquier centro especializado se debe informar detalladamente al paciente de todas y cada una de las contraindicaciones de la depilación láser, así cómo de la preparación antes y después del tratamiento.

A continuación te contamos algunas de las contraindicaciones de la depilación láser más comunes:

Mujeres embarazadas o en periodo de lactancia

La depilación láser es un tratamiento que no se debe llevar a cabo en mujeres embarazadas ni en madres en periodo de lactancia, se recomienda esperar a después del parto y destete del bebé, mientas tanto, se puede recurrir a las técnicas tradicionales como cera, maquinilla o cremas depilatorias.

Personas que padezcan hirsutismo

El hirsutismo es el término que utilizamos para calificar el vello corporal excesivo,  que en muchas ocasiones está derivado de otras patologías médicas.

Por lo general, suelen ser enfermedades relacionadas con las hormonas como, por ejemplo, las mujeres que tienen el síndrome de ovario poliquístico. En cualquier caso, si se aprecia este síntoma hay que acudir a un especialista para descartar algún problema de salud que cause este problema.

Cáncer de piel

Una de las mayores contraindicaciones de la depilación láser es estar en tratamiento contra un melanoma maligno, incluso si se tienen antecedentes familiares, es conveniente consultar con un médico especialista y someterse a la pruebas pertinentes que descarten cualquier tipo de problema, antes de someterse a la depilación láser.

Psoriasis, problemas de coagulación y vitíligo

La depilación láser debe de abordarse con mucha precaución ante estas patologías que afectan de manera directa a la piel, debe ser un médico especialista el que valore en qué proporción puede ser conveniente o no realizarse las sesiones de láser.

Presencia de queloides

El queloides es una hipercicatrización, es decir, cuando una cicatriz queda demasiado marcada. En estos casos, debes ponerte en mano de un equipo de especialistas para que valoren tu caso antes de someterte a la depilación láser.

Infecciones virales

Ante reacciones cutáneas tipo herpes, no se recomienda el láser. El médico debe prescribir antes de nada un tratamiento para tratar la infección, y una vez transcurrido un tiempo prudencial, se podría volver a plantear el inicio de las sesiones.

Pieles con quemaduras

La depilación láser no se debe practicar en pieles que estén quemadas por el sol,  fuego, exceso de calor… Tampoco se recomienda en pieles que han sido sometidas a tratamientos de rejuvenecimiento  por láser o peelings químicos.

Tatuajes en la piel

La depilación láser sobre una zona tatuada puede alterar el color e incluso la forma de los tatuajes, y aunque no está contraindicado por problemas de salud, sí por cuestiones estéticas.

El láser causa alteraciones en la apariencia de los tatuajes, aclarándolos u oscureciéndolos, dependiendo de los pigmentos de la tinta utilizada en la confección de los mismos. No todos los pigmentos reaccionan mal al láser; pero el profesional debe de advertirlo antes de iniciar el tratamiento.

Medicamentos incompatibles a la depilación láser

Algunos fármacos pueden afectar tanto al tratamiento como al periodo de curación. Por eso, es importante comentar a los profesionales si se está tomando algún tipo de medicamento.

En general, los fármacos que son considerados como contraindicaciones de la depilación láser son:

  • Los esteroides
  • Los antibióticos, como las tetraciclinas
  • Incluso analgésicos más comunes, como el ibuprofeno.

Otros medicamentos fotosensibles, que se activan con la luz ultravioleta, también pueden causar  sensibilidad de la piel si se combinan con la depilación láser. Algunos más específicos como la isotretinoína, que se debe dejar de tomar incluso 6 meses antes de la sesión.

Como puedes comprobar, no son muchas las contraindicaciones de la depilación láser, además, la mayoría son temporales, pero es importante tenerlas en cuenta si quieres que el tratamiento sea eficaz y seguro.