¿Qué es la clamidia?

Aunque el nombre correcto es clamidiasis, popularmente se nombra clamidia, por lo que para que sea más sencillo, nos referiremos en este artículo como “clamidia”.

La clamidia es una de las infecciones de transmisión sexual más frecuente y está causada por la bacteria Chlamydia trachomatis. Se transmite de persona a persona mediante el contacto sexual vaginal, oral o anal, si bien también es posible el contagio al bebé durante el parto si la madre está infectada.

La Chlamydia trachomatis provoca infecciones en distintas partes del aparato urogenital y reproductor, y en el recto. Algunas cepas de Chlamydia trachomatis pueden causar tracoma, una infección ocular que se produce cuando los ojos entran en contacto con secreciones nasales u oculares de una persona infectada.

Se estima que el 70% de las mujeres y el 50% de los hombres con infección por clamidia no presentan síntomas o son tan leves que pueden pasar desapercibidos, lo que aumenta el riesgo de transmisión. Por ello, es recomendable realizar controles urológicos y ginecológicos frecuentes que descarten la presencia de esta y otras bacterias responsables de enfermedades de transmisión sexual en poblaciones de riesgo.

Síntomas de la clamidia

Síntomas de la clamidia en mujeres

  • Dolor y escozor al orinar.
  • Aumento del flujo vaginal, que puede cambiar de color o tener mal olor.
  • Dolor o sangrado después de las relaciones sexuales.
  • Reglas abundantes o sangrado entre ciclos.
  • Dolor pélvico o en la zona baja del abdomen.

Síntomas de la clamidia en hombres

  • Sensación de ardor al orinar.
  • Secreción y escozor en el extremo del pene.
  • Dolor testicular.

En el caso de infección en el recto, tanto en hombres como en mujeres puede aparecer dolor, secreciones y sangrado.

Causas de la clamidia

La clamidia está causada por la Chlamydia trachomatis, una bacteria que pertenece a la familia Chlamydia, formada por distintas bacterias que además de causar infecciones de transmisión sexual, también son responsables de enfermedades respiratorias leves o graves, como la neumonía (Chlamydia pneumoniae y Chlamydia psittaci).

¿Cómo se contagia la clamidia?

La clamidia se contagia por el contacto sexual con una persona infectada, ya sea en relaciones vaginales, orales o anales. Se da por igual en ambos sexos, si bien es más frecuente en las mujeres.

Aunque la vía se transmisión habitual es la sexual, la clamidia también se puede transmitir de madre a hijo durante el parto.

Consecuencias de la clamidia

En los hombres, la clamidia suele causar infección de la uretra (uretritis); inflamación del epidídimo (epididimitis), tubo encargado de transportar el esperma y que se encuentra en la parte posterior de cada testículo, e inflamación de la próstata (prostatitis).

En las mujeres, la clamidia puede causar enfermedad inflamatoria pélvica, que afecta al útero, los ovarios y las trompas de Falopio; infección urinaria, e inflamación del cuello del útero (cervicitis). Asimismo, la clamidia aumenta el riesgo de infertilidad y embarazo ectópico, que se produce cuando el óvulo se implanta fuera del útero.

En ambos sexos, la infección por clamidia puede causar infección rectal y artritis reactiva, que afecta a las articulaciones, la uretra y los ojos.

Cómo detectar la clamidia: pruebas y test diagnósticos

El diagnóstico de la clamidia se puede hacer mediante un análisis de orina y por el cultivo de tejido o fluido de las zonas afectadas.

Si has tenido un contacto sexual de riesgo o simplemente quieres conocer el estado de tu salud sexual, Sanitas pone a tu disposición el Test ETS Básico para identificar la presencia de bacterias que causan algunas de las principales infecciones de transmisión sexual. El Test ETS Básico detecta mediante técnicas moleculares material genético (ADN o ARN) de las bacterias causantes de la clamidia, la gonorrea, Tricomaniasis y Mycoplasma hominis.

El Test PETs de Portal Salud Sanitas consta de un kit para la recogida de una muestra de orina, que luego es analizada en el laboratorio. Los resultados se obtienen a los 6 días, aproximadamente.

Test de enfermedades de transmisión sexual

Tratamiento de la clamidia

La clamidia se trata con antibióticos. Dependiendo del caso, la administración puede ser en una dosis única o durante varios días.

Preguntas frecuentes sobre la clamidia

Salvo en el caso de infección ocular por Chlamydia trachomatis (tracoma), la forma de transmisión de la clamidia es mediante el contacto sexual vaginal, oral o anal, tanto en relaciones heterosexuales como homosexuales.

Debes evitar mantener relaciones sexuales, con o sin protección, hasta que desaparezcan los síntomas y hayan pasados unos días tras finalizar el tratamiento. Lo más adecuado es realizar un nuevo cultivo de exudado vaginal/endocervical tras el tratamiento para confirmar la desaparición de la bacteria. Habla con tu médico para que te indique exactamente cuántos días debes esperar.

Sí. Las personas que han tenido clamidia y han recibido tratamiento pueden volver a tenerla si mantienen relaciones sexuales con una persona infectada.

Si tienes clamidia, es importante que informes a tu pareja actual así como a tus parejas anteriores para que puedan hacerse las pruebas de detección y recibir tratamiento en el caso de que sea necesario.

La prueba de Papanicolau no detecta la clamidia por sí misma, pero el médico durante dicha prueba, puede tomar una muestra de flujo del cuello del útero para realizar un cultivo o un análisis de los antígenos para detectar la clamidia.

Load More

Lee más sobre enfermedades de transmisión sexual:

Gonorrea: qué es, síntomas y tratamiento

Virus del papiloma humano: síntomas y tratamiento